Conéctate con nosotros

Honduras

Daniel Pinto, un “Nagelsmann hondureño” ansioso por dirigir en el fútbol cubano

Publicado

el

Cortesía

El oriundo de San Pedro Sula posee experiencia como asistente técnico

Por: Andy Lans – @DeportesAndy

Si bien el entrenador Julian Nagelsmann impresiona en el fútbol europeo por sus numerosos resultados en Alemania a la edad de 33 años, varios reseñan el talento de Daniel Pinto con apenas 28 octubres en las costillas.

El oriundo de San Pedro Sula posee experiencia como asistente de conocidos preparadores del balompié catracho como el ex mundialista Danilo Turcios, el español Adrián García Padilla y Reynaldo Tilguath; además, formó parte de los altos mandos en Broncos de Choluteca, Deportivo Congolón y Atlético Esperanzano. Actualmente, Pinto funge como Gerente Deportivo del Boca Juniors de Tocoa en la Segunda División de su país. Sin embargo, una ilusión caribeña atraviesa la mente de Daniel.

¿Qué relación le une a Cuba?

Mi bisabuelo materno nació en la provincia cubana de Cienfuegos, de ahí viene mi ascendencia. Y también recibí atención médica gratuita en Cuba hace un tiempo ya.

¿Por qué dirigir en el fútbol cubano?

Siento que le debo mucho a Cuba, por lo que quiero pagarle de alguna manera. No sé cuánto me represente profesionalmente, pero he aprendido que en la vida todo lo que suma al final trae beneficio. Creo que tener una experiencia en el extranjero sería importante para mí.

¿Qué futbolista cubano le llama la atención?

─Admiro en especial a Yaudel Lahera, a quien vi en dos clubes de la Liga Mayor. Le guardo respeto a Onel Hernández y al delantero de la Real Sociedad hondureña Maikel Reyes, no obstante, me impresiona Lahera por la gran profesionalidad que mostró en Honduras Progreso y Marathón, con este último equipo, salió campeón.

¿Se atrevería a formar un once de Cuba?

─No me atrevería a formar por ética, pero sigo bastante a los cubanos de Costa Rica, España y Guatemala. Cuba cuenta con gran potencial para la Copa Oro y las Eliminatorias Mundialistas rumbo a 2026. Las recientes actuaciones en MLS y USL hablan muy bien del biotipo del cubano.

¿Observa similitudes entre el futbolista cubano y el hondureño?

─Si, muchas. Se parecen en el físico, pues gozan de potencia, velocidad y resistencia. Tanto el cubano como el hondureño son bien dotados técnicamente.

Daniel, hábleme de sus principales resultados en Honduras.

En el caso de Deportivo Congolón, íbamos de líderes con un proyecto sólido para ascender a la segunda categoría después de 39 años de fundados, sin embargo, no logramos el objetivo por la pandemia. El torneo se frenó y yo no continué.

››Junto con Adrián García, llevamos a Broncos de Choluteca a su primera fase de Liguilla, y con Reynaldo Tilguath, también disputamos esa instancia en Liga Nacional de Ascenso.

La cualidad que más aprecia en un atleta.

─La disciplina. Antes de ser atleta de alto rendimiento, el deportista tiene que recordar que también es un ser humano.

¿Qué gestiones ha realizado para cumplir su sueño de dirigir en Cuba?

─Pude conversar con miembros de la Federación y con el Metodólogo de la Selección Nacional, mantenemos la comunicación y les manifesté mi deseo de formar parte del fútbol cubano. No tiene que ser en la Selección, me conformo con un equipo del Campeonato Nacional. Solo he tenido unas conversaciones para que conozcan de mi persona y mis intenciones. Les pude haber resuelto amistosos gracias a contactos que tengo en Real Estelí y Cobán Imperial, de Nicaragua y Guatemala respectivamente, mas no me dieron apertura y tendrán que ir a la clasificatoria de la Copa Oro sin topes previos.

Imagine que es entrenador en un equipo del Campeonato Nacional cubano. Se transporta en tren o en un ómnibus incómodo. La comida de sus jugadores consiste en un picadillo de soya con unos frijoles repletos de gorgojos y un arroz sin escoger. Para colmo, los futbolistas duermen en literas y los campos de juego no tienen condiciones ¿Aun así dirigiría en Cuba?

─Difícil pregunta, pero incluso así iría a Cuba. Aunque intentaríamos, en la medida de lo posible, cambiar ese tipo de cosas. En Honduras a veces también toca dormir en casas sedes o realizar viajes largos en autobuses el mismo día del partido. Sé que para lograr sueños debemos sacrificar algunas cosas, por tanto, me dispongo a enfrentar cada una de esas limitantes.

Leer más
Publicar comentario

Deja un comentario

La reproducción de este contenido sin autorización previa está prohibida.